Perdona este cristianismo sin sentido – Editorial

Vilma Trujillo García, una joven de 25 años fue quemada viva por una comunidad religiosa en Nicaragua, según lo que señalan algunos portales de noticias, para ser liberada de un demonio.

El hecho, es indignante y doloroso: un grupo evangélico acusó a Vilma de estar “endemoniada”, alguien en la iglesia recibió una visión de realizar un rito de liberación al lado de una hoguera de fuego. Mientras que algunos oraban por ella en el patio del templo, fue atada de manos, despojada de su ropa y arrojada a las llamas. En el lugar algunos oraban. Luego ella, aún con vida, fue lanzada a un despeñadero. Alcanzó a llegar viva al hospital, allí falleció. Su cuerpo sufrió quemaduras en un 80%. Sigue leyendo