El fuego del Señor – Teoficción

Al término del culto habían varias personas reunidas en la entrada de la iglesia “Cristo para las Multinacionales”, en un barrio pobre de la capital de Buenos Aires. Y Jesús mirando a los ojos a cada uno de los que estaban allí, al tiempo que guardaba en su bolsillo trasero el listado de los lugares donde debía ir a reclutar más discípulos, les dijo en voz muy alta: Sigue leyendo