¿Por qué ser cristiano?

El filósofo británico Bertrand Russell escribió un desafiante volumen titulado: “¿Por qué no soy cristiano?”  El teólogo católico Hans Kung escribió otro llamado: “Ser cristiano”. Títulos como estos no son infrecuentes en libros y artículos que intentan definir el Cristianismo. Es un desafió que no podemos evadir, ahora menos que antes.

Frente a una nueva generación que todo lo cuestiona, urge dar una respuesta a la pregunta: ¿Por qué ser cristiano? Indiscutiblemente, la geografía y la crianza son factores determinantes en las creencias religiosas de la inmensa mayoría de las personas. ¿Cuántos nos hemos dado la oportunidad de examinar las otras alternativas? Y vale la pena hacerlo, para lo que se descubre. Sigue leyendo

Perdona este cristianismo sin sentido – Editorial

Vilma Trujillo García, una joven de 25 años fue quemada viva por una comunidad religiosa en Nicaragua, según lo que señalan algunos portales de noticias, para ser liberada de un demonio.

El hecho, es indignante y doloroso: un grupo evangélico acusó a Vilma de estar “endemoniada”, alguien en la iglesia recibió una visión de realizar un rito de liberación al lado de una hoguera de fuego. Mientras que algunos oraban por ella en el patio del templo, fue atada de manos, despojada de su ropa y arrojada a las llamas. En el lugar algunos oraban. Luego ella, aún con vida, fue lanzada a un despeñadero. Alcanzó a llegar viva al hospital, allí falleció. Su cuerpo sufrió quemaduras en un 80%. Sigue leyendo

Depresión: más allá de la demonización (Parte 1)

Una de las falencias que más se encuentra en las iglesias evangélicas, es la falta de conocimiento sobre temas mentales, de depresión y otras enfermedades, pues muchos de los líderes no tienen los estudios necesarios para abordar estas problemáticas, y se aventuran haciendo de los feligreses un caos total.

Dentro de muchas iglesias, exteriorizar las emociones es algo “mal visto”, pues el cristiano debe ser “Santo”; y cuando va con el pastor a compartir su problema, éste le dice que “está siendo tentado” (claro, si bien le va); en casos más fuertes y que he escuchado en mi consultorio, el pastor culpa al feligrés de alejarse de Dios por tener este tipo de enfermedad, ¡tremenda estupidez! Pues esto sepulta más al miembro de la iglesia, pues el “líder, no se equivoca, o está más cerca de Dios”. Sigue leyendo

Cristianos y LGBTI: Un parecido razonable

Toda mi vida he sido parte de la iglesia cristiana evangélica. Es una comunidad que conozco muy bien.  Si me preguntan por predicadores o cantantes cristianos, consigo dar muchos nombres y una pequeña reseña de sus vidas. Conozco la jerga y modas evangélicas. Aunque no soy un experto en historia de la iglesia, puedo hablar de algunos hechos relevantes de esta y describir los movimientos y denominaciones principales. Sigue leyendo

Del sadomasoquismo en el cristianismo – Parte 3: Desactivar la violencia sagrada

Para comenzar a desactivar la violencia instrumentalizando a nuestro favor la Sagrada Escritura y el pensamiento teológico, señalemos el “principio protestante” que nos recuerda Paul Tillich: solo Dios es absoluto, nada en este mundo es sagrado (Tillich: 1974; cf Barth, [1921] 2002: 126).  Sólo la enorme trascendencia de Dios es sagrada, todo el resto del mundo, es eso, mundo (Bultmann, 1970: 215-234): no hay sistema político o económico, dogma, persona o espacio que sea en sí mismo sagrado pues no existe más que un solo Dios. Por tanto, agarrándonos de este recurso monoteísta cual clavo ardiente, la violencia nunca es sagrada. Sigue leyendo

Del sadomasoquismo en el cristianismo – Parte 2: La violencia como imitación

Para René Girard, el origen de la violencia se da en el acto de la imitación (mimesis). El imitar gestos, conductas, palabras y deseos es característico de los seres humanos. Así aprendemos a hablar, imitando las palabras de nuestros padres; así aprendemos a caminar, imitando el andar de los más grandes; así aprendemos a leer, escribir, conducir, cocinar, tejer, etc. Pero también mediante la imitación nos damos cuenta que “el mejor jardín es el del vecino”, y que para un niño el mejor juguete es del otro niño. A este impulso de imitación de los bienes, habilidades o circunstancias del otro, Girard le llama deseo.

Según Génesis 6.2 eso fue lo que originó la decadencia de la civilización antediluviana: “viendo los hijos de Dios que las hijas de los hombres eran hermosas, tomaron para sí…” Es decir, los hijos de Dios imitaron las relaciones de parentesco de los hijos de los hombres y convirtieron, junto con ellos, a las mujeres en objetos de intercambio.  Sigue leyendo

Islamofobia y el contenido del Coran

islam

Hay mas de mil millones de musulmanes en el mundo. Si todos, o siquiera la mayoría fueran terroristas, ya la humanidad habría desaparecido hace tiempo. Pero parte del discurso de lo que podríamos llamar: Nuevo Fascismo, es la islamofobia.

La Iglesia Católica durante la Inquisición asesinó a miles de personas por diferencias religiosas, y no hace mucho que católicos y protestantes se mataban unos a otros en Irlanda del Norte. Pero insisten ciertos predicadores en la idea de que el Islam es inherentemente una religión de odio asesino, sobre todo contra los cristianos y contra las mujeres. Sigue leyendo

Me dan miedo los cristianos – Reflexiones desde una teología criolla colombiana

jesus-neoliberal

Estos días, hablando con un muchacho cristiano, de esos celosos y radicales, de la ultraderecha neoliberalista evangélica, casi paisa nacionalista; el joven me contaba que lo mejor del gobierno anterior, era esa gente parada, no paraca, parada. Como Uribe, que ya tenía arrinconada a la guerrilla, que ya casi los acababa a punta de bala, que lo mejor que había hecho, era esa limpieza social; todo un estadista, que había creado una economía parada, no paraca, parada; con oportunidades para la inversión extranjera y el crecimiento ecónomico de los empresarios. Sigue leyendo